Ver el artículo

Infección por Clostridium difficile, diarrea y probióticos

  • Video
  • 6 min

¿Qué es Clostridium difficile?

Clostridium difficile es una bacteria dañina que suele ser la responsable de los brotes hospitalarios importantes de diarrea.1 Las infecciones por C. difficile constituyen aproximadamente el 12 % de todas las infecciones hospitalarias.2

 

¿Cuáles son los síntomas de una infección por C. difficile?

Las infecciones por C. difficile pueden ser muy graves y se encuentran en hasta el 30 % de los pacientes que sufren diarrea asociada a los antibióticos.1

Uno de los problemas relacionados con las infecciones por C. difficile es que las personas pueden sufrir infecciones recurrentes. De hecho, el 20 % de las personas que tengan C. difficile por primera vez y el 60 % de las personas que ya hayan recaído tendrán una infección recurrente.1

El síntoma más frecuente es la diarrea; sin embargo, si la enfermedad se agrava, pueden aparecer otros.3

 

Enfermedad de leve a moderada:

  • Diarrea con otros síntomas no consistentes con enfermedades graves o complicadas3

Enfermedad grave:

  • Diarrea3
  • Aumento del número de leucocitos o dolor a la palpación en la zona abdominal3

Complicados:

  • Ingreso en cuidados intensivos3
  • Tensión arterial baja3
  • Fiebre3
  • Hinchazón del abdomen3
  • Aumento del número de leucocitos3
  • Aumento de los niveles de lactato en suero3
  • Insuficiencias en órganos, como los riñones3
  • Cambio en el estado mental, como confusión3

Las complicaciones graves que conllevan las infecciones por C. difficile pueden provocar la muerte.

 

¿Cuáles son las causas de la enfermedad por C. difficile?

C.difficile puede sobrevivir durante meses en condiciones que no favorecen su crecimiento, como fuera del cuerpo humano.1 Esta es una de las razones por las que se transmite fácilmente. 1 Muchas de las personas que tienen C. difficile son asintomáticas y no saben que tienen la bacteria, por lo que pueden transmitirla aún más.2

Factores de riesgo para desarrollar una infección por C. difficile1,3,

  • Tratamiento con antibióticos
  • Edad >65 años
  • Hospitalización
  • Intervención quirúrgica
  • Higiene deficiente
  • Quimioterapia o cáncer
  • Inhibidores de la bomba de protones
  • Enfermedades intestinales inflamatorias
  • Inmunosupresión

¿Cómo provoca C. difficile la diarrea?

Las infecciones por C. difficile causan diarrea cuando producen toxinas.1 De hecho, muchas personas presentan la bacteria C. difficile de forma no dañina y sin que genere toxinas como parte de su microbiota.1

Estas toxinas provocan diarrea en las siguientes situaciones:5

  • Al activar la inflamación, lo que provoca que aumente el agua en el intestino.

Al destruir las células intestinales y conseguir que las células no estén en contacto las unas con las otras.

 

¿Cómo se tratan las infecciones por C. difficile?

Cuando las infecciones por C. difficile no se tratan, pueden dar lugar a afecciones mucho más graves, como colitis (enfermedad digestiva crónica).1 Abordar estas infecciones es fundamental porque se extienden rápidamente y hay muchas personas que son portadoras de bacterias, pero no muestran síntomas.2

El primer paso es evitar la transmisión, lo que implica corregir los procedimientos de control de infecciones, como el lavado de manos y la desinfección, para evitar su propagación.2

Como la hiperproliferación de C. difficile en el intestino está relacionada con el tratamiento con antibióticos, este tipo de tratamiento puede alterar aún más la microbiota intestinal,6 lo que puede crear un entorno que beneficie todavía más el crecimiento de C. difficile.6

Por este motivo, se debe evitar el tratamiento con antibióticos siempre que no sea necesario y recetarse normalmente uno de dos antibióticos (metronidazol o vancomicina).2 Para afrontar infecciones por C. difficile recurrentes que sean resistentes al tratamiento con antibióticos, los pacientes pueden recibir un trasplante de microbiota fecal.3

Se ha demostrado que evitar una infección por C. difficile inicial es la forma más eficaz de tratar C. difficile.2

Evitar la alteración de la microbiota que se puede producir al tomar antibióticos es una forma de prevenir las infecciones por C. difficile.7 Una manera de prevenir la alteración de la microbiota es utilizar probióticos.7

(Código interno : 20.13)

El probiótico Saccharomyces boulardii CNCM I-745 evita las infecciones por C. difficile que se producen durante el tratamiento con antibióticos

Hay estudios en los que se ha demostrado que tomar el probiótico de levadura de cepa única Saccharomyces boulardii CNCM I-745 durante el tratamiento con antibióticos reduce el riesgo de sufrir infecciones tanto primarias como recurrentes por C. difficile.6,7-9

Además del tratamiento con antibióticos recomendado para la infección por C. difficile, tomar este probiótico concreto de levadura de cepa única reduce el riesgo de infección recurrente entre un 57 %6 y un 66 %9.

S.boulardii CNCM I-745 previene eficazmente esta infección durante el tratamiento con antibióticos mediante las siguientes acciones : 1

  • Al atacar las toxinas originadas por difficile y destruirlas
  • Al evitar que difficile se una a las células intestinales
Figura 1 : Prevención de la diarrea asociada a C. difficile mediante el probiótico de levadura Saccharomyces boulardii CNCM I-7451
(Código interno : 20.60)

Además, ayuda a mantener y restaurar la diversidad normal de la microbiota intestinal mediante la formación del entorno adecuado. Esto fomenta el crecimiento de los microbios beneficiosos y restaura el equilibrio del intestino, lo que también ayuda a reducir la aparición de la diarrea.10

Por lo tanto, Saccharomyces boulardii CNCM I-745 no solo previene las infecciones por C. difficile durante un tratamiento con antibióticos, sino que ayuda a crear un entorno intestinal sano después de la infección.6-10

 

 

Código interno : 20.11

Bibliografía

  • 01 . Joly, F et al. 2017. Saccharomyces boulardii CNCM I-745. Marteau, P and Dore J (Ed.), Gut Microbiota: A full-fledged organ. 2017: 305-326. Paris: John Libbey Eurotext. Gut Microbiota Book.
  • 02 . McFarland, LV. Primary prevention of Clostridium difficile infections – how difficult can it be? Expert Review of Gastroenterology & Hepatology. 2017. DOI: 10.1080/17474124.2017.1312343.
  • 03 . Surawicz CM, et al. Guidelines for diagnosis, treatment, and prevention of Clostridium difficile infections. The American journal of gastroenterology. 2013; 108(4): 478.
Ver más Ver menos
  • 04 . Sunenshine RH, and McDonald, CL. Clostridium difficile-associated disease: new challenges from an established pathogen. Cleveland Clinic journal of medicine. 2006; 73(2): 187.
  • 05 . Di Bella, Stefano, et al. Clostridium difficile toxins A and B: insights into pathogenic properties and extraintestinal effects. Toxins. 2016; 8(5): 134.
  • 06 . McFarland LV, et al. A randomized placebo-controlled trial of Saccharomyces boulardii in combination with standard antibiotics for Clostridium difficile disease. Jama. 1994; 271(24): 1913-1918.
  • 07 . Kotowska M, et al. Saccharomyces boulardii in the prevention of antibiotic-associated diarrhea in children: a randomized, double-blind placebo-controlled trial. Alimentary pharmacology & therapeutics. 2005; 21(5): 583-590.
  • 08 . McFarland, LV. Probiotics for the primary and secondary prevention of C. difficile infections: a meta-analysis and systematic review. Antibiotics. 2015; 4(2): 160-178.
  • 09 . Surawicz, CM, et al. The search for a better treatment for recurrent Clostridium difficile disease: use of high-dose vancomycin combined with Saccharomyces boulardii. Clinical infectious diseases. 2000; 31(4): 1012-1017.
  • 10 . More MI, and Swidsinski, A. Saccharomyces boulardii CNCM I-745 supports regeneration of the intestinal microbiota after diarrheic dysbiosis–a review. Clinical and experimental gastroenterology. 2015; 8: 237.
Encuentre el nombre de marca en su paísEstamos presentes en más de 90 países
Algunas preguntas
relacionadas
  • ¿Por qué es eficiente Saccharomyces boulardii CNCM I-745?
    ExpandirContraerVer más
  • ¿Es importante combinar Saccharomyces boulardii CNCM I-745 con antibióticos?
    ExpandirContraerVer más
  • ¿Saccharomyces boulardii CNCM I-745 es adecuado para los niños?
    ExpandirContraerVer más
Usted es
País
Choose language